Top de habilidades para el futuro profesional

La red LinkedIn brinda tres claves que se suman a otros destacados


Si bien la pandemia del coronavirus alteró las maneras de trabajar para muchos sectores, las habilidades laborales representan un concepto que seguirá en el ojo de empresas, instituciones y emprendedores. Por eso, la red social LinkedIn presenta algunas de las skills principales que habrá que abrazar en el futuro para mejorar y potenciar la capacidad de cada trabajador, sea del rubro que sea:

1 - Conexión y comunidad

En tiempos de cuarentena y distancia social, se registró un crecimiento del 1100% en el numero de personas que conforman grupos en LinkedIn para aprender nuevas habilidades. La Generación Z, es decir, los nacidos entre mediados de los 90 y mediados de los 2000, es la que más avanza en esta línea. Los grupos de capacitación y la comunicación son fundamentales para el bienestar, en un mundo donde las oficinas se trasladaron a las casas y la coordinación con los compañeros se realiza a distancia.

2 - Cuidado personal

Límites y horarios son dos palabras clave a la hora de hacer "home office". Lo mejor es hacer un plan a modo de base de operaciones, desde la cual se podrá visualizar mejor las horas de trabajo y el rendimiento. Mientras tanto, no hay que perder la comunicación con los otros integrantes del equipo de trabajo. Y aun si la labor no es colectiva, es importante tener en cuenta la regulación del tiempo (más todavía si somos padres o madres). El equilibrio entre la vida laboral y la personal está en juego más que nunca.


3 - Capacitación permanente

Llegamos a un punto que bien podría contener a los demás. Sea que provengamos de una escuela o una universidad, el aprendizaje no termina allí (ni tampoco había comenzado en esas instituciones). Así que, más allá de nuestro campo de trabajo, la capacitación periódica debe ser uno de los focos más relevantes. ¿Otros motivos? Nada menos que la productividad y la felicidad a la hora de realizar las tareas. El fin de esta continuidad es la posibilidad de transformar el mercado laboral en uno más eficiente, empático y humano... Pero, si nos alejamos de la cosa trillada, podemos afirmar, más bien, que el aprendizaje de nuevas herramientas o conceptos (soft skills y hard skills) son elementos de mejora que resultan en una mayor motivación.

La serie de LinkedIn engloba o se une a cinco habilidades que cada vez son más relevantes según los reportes especializados que van desde el Foro Económico Mundial hasta portales web de redacción de currículums y búsqueda laboral:
 

Se trata de la habilidad que nos pone en sintonía con nuestras emociones y con las de los demás. Su consideración fue creciendo cada vez más con el correr de los años, y hoy día es algo que prácticamente no puede faltar, incluso en las áreas más técnicas (¡hasta se puede realizar un test!). Los problemas personajes ya no se dejan en la puerta, sino que deben ser reconocidos y comunicados de alguna manera. Esto no significa que haya que cambiar nuestra personalidad, pero sí que hay que tener en cuenta cómo se sienten quienes nos rodean (clientes incluidos) para comprenderlos, mejorar el ambiente laboral y, en consecuencia, mejorar el trabajo a nivel global.
 

No hace falta aclarar demasiado en cuanto a este término, pero vale señalar que, en una época donde la aceleración de la evolución tecnológica nos pone frente a cambios y actualizaciones de manera constante, la creatividad puede significar mucho para cualquier profesional. Las soluciones originales o las nuevas ideas son capaces de potenciar a toda una empresa, y más aún cuando aquellas van de la mano de la resiliencia: si algo no funciona pero su creador tiene lo necesario para repensarlo y hasta mejorarlo, entonces las cosas marcharán más que bien.

Esta habilidad deriva de la anterior y representa lo opuesto a la frase "siempre lo hicimos de esta forma". La actitud debe ir hacia el entendimiento de las nuevas herramientas, colaboraciones e, incluso, filosofías. Si hay algo que se puede aprovechar, o la industria está pidiendo determinados parámetros, no hay por qué negarse al cambio.
 

El éxito ya no es tan dependiende de cuánto intentemos hacer avanzar nuestra carrera, sino que registra un componente muy importante en la ayuda que brindamos a los demás. Sean jefes, colegas, clientes o trabajadores de otro sector, una mentalidad empática genera mejoras en ellos y, a la vez, en nuestra propia labor. La ayuda se recompensa con ayuda, y las ideas también.
 

Finalmente, es imposible alejarse de la comunicación cotidiana, una que ahora se produce mediante las redes sociales y distintos medios tecnológicos. Guste o no, gran parte del "show" pasa por esos sitios. Por lo tanto, si queremos mejorar nuestra profesión o seguir buscando los trabajos que queremos, es recomendable entrar a portales y webs que nos interesen un par de veces al día; incluso aquellas novedades que no pertenezcan al campo laboral de forma estricta pueden ayudarnos a crecer o a pensar desde otro enfoque. Para bien y para mal, no hay que quedarse con lo que uno sabe. Quizá, la mejor manera de encarar esta habilidad sea imaginarla como una aventura donde hay muchas cosas por descubrir.

Etiquetas: 3D Animación Artículos Diseño Gráfico Ilustración y Comics Multimedia Sistemas Videojuegos Web

Ver noticias por etiqueta: